Reportaje

Monte do Gozo en el Camino de Santiago: Todo lo que hay que saber

El Monte do Gozo es el emplazamiento más nombrado en el Camino de Santiago después de la propia catedral de la ciudad Santa. Se trata de una elevación a tan solo 5 km de la capital desde donde se puede divisar por primera vez la estructura del templo. 

Monumento a los peregrinos

Monumento a los peregrinos

Monte do Gozo; con Santiago de Compostela en el horizonte

¡Ya se ve la Catedral de Santiago! Esta es sin duda la exclamación más escuchada en el Monte do Gozo, una de las localizaciones más emblemáticas del Camino de Santiago. Es precisamente en este punto estratégico, una colina a tan solo 5 kilómetros de la ciudad de Santiago, donde por primera vez los peregrinos llegados a ciudad santa pueden ver las torres de la catedral a lo lejos, de ahí su simbolismo.

Tradicionalmente siempre ha sido uno de los puntos más emocionantes del Camino de Santiago. Tras muchos meses o incluso años peregrinando a la capital compostelana, expuestos a las inclemencias del tiempo, la miseria y a los asaltantes del Camino, se cuenta que los peregrinos medievales se derrumbaban de emoción al subir al Monte do Gozo. Su epopeya personal llegaba a su fin esos días y subir al monte era la confirmación de que la meta estaba ya al alcance de la mano.

El Monte do Gozo es una elevación a las puertas de la ciudad y un lugar donde tomarse un merecido descanso antes de partir en dirección a la catedral de Santiago. Se encuentra en la aldea de San Marcos (parroquia de Bando), y está presidido en todo lo alto por un espectacular monumento conmemorativo que protagonizan dos peregrinos. Este monumento, levantado en 1993, está dedicado a la visita del papa Juan Pablo II en 1989 a Santiago de Compostela con motivo de la Jornada Mundial de la Juventud, un acto que ayudó enormemente a popularizar el Camino de Santiago en el mundo.

Además, también existió otro monumento que conmemoraba la visita de Juan Pablo II a la capital gallega algunos años antes, en 1982 y que lo convirtió en el único Pontífice que fue a Santiago en Año Santo. Se trataba de una escultura con cruz y concha que se levantaba encima de una gran base de piedra en la que podíamos encontrar algunos grabados dedicados a esta visita. En la actualidad ya no la podemos visitar, debido a que fue retirada recientemente por su deterioro.

Monte do Gozo

Monte do Gozo

La colina donde los peregrinos medievales desbordaban su felicidad

Esta colina ya aparece nombrada en el Códice Calixtino, en el s. XII, refiriéndose a él como “Mons Gaudii”, (los franceses se referían a él como “Mont Joie”). El nombre de Monte do Gozo nace del sentimiento de desbordante felicidad que sentían los peregrinos al ver desde el mirador la catedral de Santiago por primera vez.

Esta tradición milenaria es reeditada en la actualidad por centenares de miles de peregrinos del Camino Francés (donde confluyen otras rutas como el Camino del Norte y Primitivo) cuando terminan su aventura. En la Edad Media era también tradición que muchos peregrinos decidieran caminar desde este punto hasta la catedral de Santiago (5 km) descalzos. Por otro lado, los que peregrinaban a caballo, avanzaban desde este punto caminando con las riendas en las manos, tal y como se cuenta llegó a Santiago el rey Alfonso XI.

Además, también en la Edad Media este lugar contaba con una capilla que hacía la función de milladoiro (humilladero), en la que los peregrinos se arrodillaban como agradecimiento por haber llegado hasta aquí. Fue construida por orden del entonces obispo de Santiago, Diego Gelmirez, en 1105 y abandonada en el siglo XVII.

Monte do Gozo y todas sus tradiciones

Existen numerosas tradiciones vinculadas a Santiago de Compostela y, concretamente, al Monte do Gozo. Una de ellas es, precisamente, terminar el recorrido hasta la Catedral descalzos, pero van más allá. Una de las más extendidas, y que hay quien aplica aún a día de hoy, es la del rey de la peregrinación. Consistía en que, en un grupo de peregrinos, aquel que fuera el primero en alcanzar la cumbre del Monte do Gozo era coronado rey de sus compañeros peregrinos con una corona de hojas de carballo, a falta de laureles. Antiguamente, con lo arduo que era el Camino, ese esfuerzo para acelerar al llegar a la colina era titánico. 

Al descender hacia Compostela, los peregrinos solían cumplir otra tradición: visitaban la iglesia de San Lorenzo, donde se dice que se conserva el cuerpo de un peregrino muerto en el Camino y que el apóstol Santiago habría ayudado a llegar a ese lugar. Este milagro se recoge en el Códice Calixtino, y es uno de los relatos más repetidos por los peregrinos de hace siglos, por la importancia que da a la solidaridad. 

El Monte do Gozo en la actualidad

Aunque durante muchos años fue uno de los puntos jacobeos más relevantes del Camino de Santiago, el paso del tiempo hizo que esta consideración se dejase un poco al margen. Por ello, en las últimas décadas se han llevado a cabo trabajos de rehabilitación con el objetivo de devolver a este lugar su importancia histórica y convertirlo en una visita obligada para todos aquellos que llegan a la capital gallega.

Hoy en día el Monte do Gozo vuelve a ser un lugar perfecto para los peregrinos. Ya no solamente por ofrecer la oportunidad de ver la Catedral por primera vez, sino por la amplia variedad de servicios que ofrece a todos los visitantes. En este lugar podemos encontrar un albergue y un camping para cientos de personas, así como cafetería, restaurante, lavandería y diferentes tiendas. 

Pero además de ser un lugar pensado para peregrinos, el Monte do Gozo también es visitado por turistas que se encuentran en Santiago e incluso por los propios residentes de la ciudad. Esto se debe a que cuenta con amplias zonas verdes perfectas para pasear, un campo de fútbol y piscinas gratuitas para llevar mejor el calor del verano.

Por otra parte, en el Monte do Gozo podemos encontrar un amplio auditorio al aire libre que acoge actuaciones de artistas de fama mundial. En este lugar han actuado grupos como The Rolling Stones y Bruce Springsteen, y todos los años se celebra un festival llamado O Son do Camiño que reúne a decenas de miles de personas.

Auditorio Monte do Gozo - Wikimedia Commons / JonnyJonny

Auditorio Monte do Gozo - Wikimedia Commons / JonnyJonny

Cómo llegar al Monte do Gozo

Si como parte de tu última etapa del Camino de Santiago no puedes disfrutar del Monte do Gozo porque tu ruta no sigue este itinerario, es posible que quieras subir una vez que hayas llegado a Santiago, y tienes diferentes opciones para hacerlo.

En primer lugar, si todavía te quedan fuerzas después de terminar tu aventura, puedes subir andando. Tras completar los 5 km que separan este lugar de la ciudad, podrás entrar al recinto por la Rúa do Gozo o por la Rúa das Estrelas.

Si por el contrario prefieres tomarte un descanso, puedes ir tanto en bus como en coche. Si vas en coche, puedes acceder tanto por la autopista del Atlántico AP-9, como por la carretera N-634, que te dejará muy cerca del lugar. Por su parte, si vas en bus, las líneas 6 y 7 del bus urbano te llevarán hasta las proximidades del recinto, y con un pequeño paseo de menos de 10 minutos llegarás a tu destino.

Relacionados

Últimos contenidos
Consejos
Curiosidades
La Voz de Galicia La Voz de Asturias

Puntos de interés

Localidades | Albergues | Alojamientos | Restaurantes | Guarnicionerías | Médicos | Puntos de interés | Talleres de bicicletas

Contactar | Política de privacidad | Política de Cookies | Condiciones generales | Aviso Legal | Autoría | Mapa Web | Consentimiento

© Copyright LA VOZ DE GALICIA S.A. Polígono de Sabón, Arteixo, A CORUÑA (ESPAÑA) Inscrita en el Registro Mercantil de A Coruña en el Tomo 2438 del Archivo, Sección General, a los folios 91 y siguientes, hoja C-2141. CIF: A-15000649

Desarrollado y administrado porHyliacom